Misión redirigir asteroides peligrosos.

asteroid20140214_capturaNEOEsta imagen artística muestra como un astronauta está preparando para tomar muestras del asteroide capturado después que el mismo ha sido trasladado a una órbita estable en el sistema Tierra-Luna. Cientos de anillos son colocadas en la “bolsa” para capturar al asteroide y ayudan a su vez al astronauta a revisar cuidadosamente toda la superficie del mismo.

Hace un año atrás, el 15 de Febrero de 2013, el mundo era el testigo de los peligros presentados por los Objetos cerca de la Tierra (más conocidos por nosotros como NEOs) cuando un relativamente pequeño asteroide entró en la atmósfera de la Tierra, que explota espectacularmente sobre Chelyabinsk (Rusia) y liberó más energía que una bomba atómica grande.

El rastreo o monitoreo de estos asteroides cercanos a la Tierra ha sido un esfuerzo significativo para la NASA y de toda la comunidad astronómica, que ya ha descubierto 10.713 objetos de paso o vuelo muy cercano a la Tierra. La NASA persigue ahora emprender nuevas sociedades y colaboraciones en un programa llamado “Asteroid Grand Challenge” para acelerar el trabajo de defensa planetario ya existente y que ayudará a encontrar todas las futuras amenazas de asteroide para la población planetaria y saber que hacer con ellos.

En paralelo, la NASA está desarrollando “Asteroid Redirect Mission (ARM)”, que es una misión primaria de identificar, para luego pasar a la fase de capturar, desviar y llevar al asteroide amenazante a una órbita estable y segura en el sistema Tierra-Luna, y que será motivo de un futuro aprovechamiento de exploración a realizarse por los astronautas a partir del 2020.

ARM utilizará todas las capacidades que hoy están en pleno desarrollo, donde se incluyen la nueva nave espacial Orion y el cohete del Sistema de Lanzamiento Espacial (SLS) y de la alta potencia del programa de Propulsión Eléctrica Solar. Todos estos son componentes esenciales en la exploración del espacio profundo y vital para alcanzar la meta de enviar seres humanos a Marte en los años 2.030. La misión será un logro tecnológico sin precedentes, elevando el nivel de exploración y el descubrimiento humano y al mismo tiempo, ayudar a proteger nuestro planeta y de acercarnos más a una misión humana a uno de estos interesantes objetos del Sistema Solar, los Asteroides.

Fuente y artículo completo en: http://www.jpl.nasa.gov/news/news.php?release=2014-052

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Asteroides, Asteroids, News, Noticias, Programa Espacial. Guarda el enlace permanente.